Menos Mitos

Los Defensores de Causas Perdidas. Capítulo 26

27-05-2018 / Lecturas, Menos Mitos
Etiquetas: ,

Y así, cuando la obertura del cataclismo surque el cielo de relámpagos, la tierra se abrirá como una mandarina afanada y de sus entrañas surgirá ominosa la semilla fatal del orbe, en forma de tanda publicitaria.


Los Defensores de Causas Perdidas. Capítulo 26

Por Juan Fragueiro. 

Capítulo 26

La tecnología al servicio de la Fundación para el Fracaso.

Merced al depósito de algunos ahorros pudo ubicarse la próxima reunión de los Defensores de Causas Perdidas en la agenda presidencial.

De esta manera, varias telemisoras privadas pujaron por lograr la exclusividad de la trascendental entrevista. Hubo que soportar a las estrellas de la TV: anunciadores de sonrisa congelada, tipo “cago contento”; locutoras enamoradas de sus propias voces engoladas y, por supuesto, la tanda publicitaria.

(Anunciador. Vestido con elegante trajecito marrón y corbata al tono; zapatos borravino y jopo engominado):

-Lloverán pestes, amoríos insatisfechos inundarán la porción visible de la Tierra; hombres y mujeres correrán detrás del último orgasmo huidizo y elastizado… Los peligros de la Nube Tóxica recorrerán barrios y plazas, residenciales y ranchos, arrasarán con todo lo que se les oponga, sea animal, vegetal o mineral… El apocalipsis se pinta de negro pero es una orgía de colores: rojo sangre, azul lividez, verde bronca, marrón caca.

Hay que preparar la canasta del fin de semana largo para soportar los interminables estíos que enrollarán las conciencias de los pocos elegidos (no más de tres o cuatro). Ellos escaparán protegidos mentalmente por el poder amoroso de una ecuánime solución alcaloide… El último orgasmo ya habrá alcanzado el trolebús de la medianoche; en las paradas de taxis quedará un vaho a sol descompuesto. Ese es el final de finales. El final en el que no habrá Reinas Batatas ni Ositos Osías… El FIN.

(Tanda Publicitaria. Se alternan las voces de varón y mujer)

-18 horas, cinco minutos.
-Para la lluvia de peste protéjase con paraguas “Mojapoco”. El de legítimo origen francés.
-18 horas siete minutos. Vientos en calma.
-Use siempre chalupas “Chapoteomucho”, recién llegadas de Moscú, La Nueva.
-18 horas, nueve minutos. Temperatura en ascenso.
– ¿Se probó un piloto “Aguapame”? ¡No se quede en la historia! Pilotos Aguapame de Bushi and Co.
– 18 horas, once minutos. Humedad en calma.

(Voz de mujer, muy sensual)

-Para alcanzar el orgasmo huidizo, preservativos de corte italiano “Diosperdona”. ¡Inimitables!

(Fin de la tanda publicitaria)

Cuando todos estaban consumiendo las noticias sobre el advenimiento del Apocalipsis y mientras las tandas advertían acerca de los modos de prevención, en Korvazwchofona se escribían las líneas de la Primera Expulsión. Éstas han llegado a nos, anodinas y repletas de términos insidiosamente técnicos.

De todos modos Rodolfo Bafometo, alias El Diablo, impuso su virtuosismo pragmático en cada uno de ellos. Para una lectura ágil de los mismos recomendamos desprenderse del tono solemne de las reseñas historiográficas, con el solo fin de entender lo que nadie ha podido entender hasta ahora.

Porque el polvo es polvo
Y la Tierra es de polvos
Amén…