Lecturas

Cruces

Cruces

De iglesias, conventos, pibes, abrazos, putas, amantes, piernas, dedos, labios, calles, carteles, vendedoras, paños, antenas, peatonales, hospitales, plegarias, capillas y cementerios.

Te va a alcanzar

Te va a alcanzar

Aunque por ahora no sientas el olor, aunque tu lejanía no te deje ver cómo se resquebraja todo. No habrá castigo para tus silencios pero tampoco habrá consuelo para las consecuencias de tu complicidad.

Gonzalo Bissón sobre “La Amistad Essen”

Gonzalo Bissón sobre “La Amistad Essen”

En nuestro espacio destinado a rescatar textos de la redes sociales, compartimos el acta de fundación de una nueva modalidad de afectos, en palabras de su mentor. Si tiene o vio alguna de estas ollas, pase a firmar.

Los Defensores de Causas Perdidas. Capítulo 26

Los Defensores de Causas Perdidas. Capítulo 26

Y así, cuando la obertura del cataclismo surque el cielo de relámpagos, la tierra se abrirá como una mandarina afanada y de sus entrañas surgirá ominosa la semilla fatal del orbe, en forma de tanda publicitaria.

Desde el pie

Desde el pie

A nuestra imagen y semejanza, imperceptible a nuestras ansiedades, todo el tiempo, a veces lentamente, a veces con rapidez. Sólo queda esperar pacientemente, atentamente, amorosamente, cuidadosamente.

Ingenios

Ingenios

En una frase escrita en la puerta del baño público, en el respaldo de la butaca del bondi. En stenciles, en pintadas pequeñas y en enormes murales. En las paredes rayadas de un aula. En todos lados.

Un método

Un método

Una propuesta. Sin mezquindad. Alguien cercano o lejano que no odies. Un tema que te apasione para convidar. El corazón como si fuera un conejo. Que te lata en la mano.

Los Defensores de Causas Perdidas. Capítulo 25

Los Defensores de Causas Perdidas. Capítulo 25

En el presente capítulo de la historia de Korvazwchofona, un desafío a la coordinación lingual: el incruento encuentro ecuestre de Hermes Trimegistro, el tres veces grande, con el mismísimo autor de la novela.

Cachito

Cachito

La V de Vélez vinculando una vereda, un vaso, un vino en las venas de dos varones, el virus valeroso de la vagancia, viejos vaivenes de la voluntad y visitas varias a viejos viajantes de la vida. Vea y valore.

Sobre una hornalla

Sobre una hornalla

Bajo la mirada atenta de la cocinera, las manos sobre el delantal. Un fuego chiquito y cotidiano. Los chicos que se sientan y el frío que llega de a poco desde afuera, desde arriba.

Ostrácodos

Ostrácodos

Allí donde casi nunca llega la luz. Del tamaño de un grano de arena. Dos bocas, antenas y un caparazón que se abre y se cierra, como una concha.

Verdades

Verdades

Una mirada sobre los universos de interpretaciones en juego a raíz de las discusiones que por estos tiempos nos atraviesan.

Ronda

Ronda

Modos de tender puentes entre lo entre lo más chiquito y lo general, entre lo cotidiano y lo perenne, entre lo personal y lo político.

Los Defensores de Causas Perdidas. Capítulo 24

Los Defensores de Causas Perdidas. Capítulo 24

¿Cómo habrán sido las fiestas patronales de Korvaszwchofona? Acaso como siguen siendo. Aquí una crónica en presente, a la espera de los bocaditos que ya llegan, que si no llegan mejor.

Acomodar el Cuerpo

Acomodar el Cuerpo

A los tiempos que corren, a las quietudes forzosas, al agite necesario. Hasta que nos colme, hasta ser puro músculo, puro hueso, puro aire en circulación. Hasta que nazca la sonrisa.