• Carlos Mozetic

Carlos Mozetic

2017

Creo que el 2017 es un año que se cierra dejándonos una creciente angustia y preocupación por la realidad que se vive en el país. Y así como es imposible esquivar ese sentimiento, también creo importante no perder la alegría por las cosas buenas que nos suceden tanto en lo personal como en lo colectivo.

Para empezar, me parece que la escena musical de Córdoba sigue creciendo y consolidándose con artistas de los más variados estilos. Dedicación, talento, profesionalismo, inspiración, nos hacen presumir que la música de Córdoba va para adelante, sin ninguna posibilidad de aflojar en ese crecimiento. Siempre me gusta agradecer a los espacios en los medios de comunicación que colaboran para que esto suceda.

Con el dúo que tengo junto a Alejandro Pittis nos divertimos bastante este año con algunos viajes que hicimos mostrando nuestra música. En el verano hicimos una muy linda seguidilla de conciertos por las sierras y en septiembre hicimos un par de fechas en Mendoza. Son ocasiones en los que uno conoce gente nueva compartiendo la música, y que deja aprendizajes y recuerdos hermosos. 

También estuvimos haciendo algunas lindas fechas en la ciudad de Córdoba, en abril en Cocina de Culturas, en mayo en el Teatro San Martín, en octubre y noviembre compartimos dos fechas con el dúo de Mario Díaz y Valeria Arnal en el Teatro nuevamente, y en La Bici del Ángel.

En agosto estuvimos en Buenos Aires haciendo una nueva mezcla de nuestro segundo disco “La canción de cerca”, que optimiza el sonido del dúo y muestra mejor a las canciones. Ya está disponible en YouTube y Bandcamp, y próximamente en Spotify y otras plataformas.

Para 2018 pensamos renovar el repertorio para comenzar a gestar un nuevo material, que seguramente tendrá varias canciones propias y nuevas.

Hablando de canciones nuevas, este año también me dediqué a componer algunas cosas instrumentales y otras junto al poeta Alejandro Maldino. Son obras que espero pronto pueda mostrar y editar.

Durante 2017 participé en la grabación de distintos discos, algunos con la producción del gran músico y amigo Mario Tozzini. Uno de ellos fue el de María Luz Salinas, cantautora de música infantil a la cual acompañé en sus muchas presentaciones por toda la provincia de Córdoba.

La actividad docente formó parte de mi vida otro año más, y me brinda la posibilidad de conocer nuevos amigos, nuevas músicas y ponerme ante nuevos desafíos.

Por ahí más o menos anduvo mi 2017. Ahora se viene un año nuevo al que pretendo encarar con proyectos y mucha energía para trabajar en esto que tanto nos gusta que es la música.

Salud, amor, paz y trabajo para todos. ¡Feliz 2018!

 

2016

A grandes rasgos, seguramente este 2016 ha sido un año más o menos complicado para todos. Como muchos esperábamos, el nuevo contexto político ha incidido en lo económico, en lo social, en lo cultural, etc., y tenemos que presenciar con impotencia como se profundiza una desigualdad que duele, y que incluso a los despreocupados del bienestar colectivo terminará golpeando en la cara.

Ante esta situación, en lo personal, y más específicamente en lo profesional, no puedo dejar de valorar cada una de las cosas que en el año me fueron sucediendo. Con el dúo con Alejandro Pittis, además de tocar en la ciudad anduvimos viajando por la provincia tocando para público nuevo, mostrando canciones propias y ajenas. También participamos del festival “Encuentro Argentino” que se desarrolló en septiembre en el Teatro del Libertador San Martín.

Afortunadamente año a año, y con lo que cuesta, hay gente nueva que se acerca a escucharnos a los recitales, a comprar o descargar nuestros discos, o compartir alguna canción en las redes sociales. ¡Nos llena de satisfacción!

Por otra parte, mi año también se dividió entre la composición, acompañar a otros músicos, sesiones de grabación para algún que otro disco, visitar varios pueblos y ciudades cordobesas haciendo música para chicos, y las clases que doy en el taller “Al Toque” y “La Fuga”. Todos trabajos que disfruto y me enseñan mucho, y que espero poder seguir haciendo cada vez más.

Como decía al principio, la situación no se presenta alentadora, pero tal vez en la inteligencia, la responsabilidad, la coherencia, la solidaridad y el compromiso logremos que no todo esté perdido…

¡Lo mejor para todos en 2017!

 

2015

Este 2015 termina con la alegría de haber presentado “La canción de cerca”, el nuevo disco del dúo que integro junto a Alejandro Pittis. Un disco que se propone, entre otras cosas, mostrar la música que se hace en Córdoba y en el que están incluidas tres canciones que compuse junto al poeta Alejandro Maldino.

La realización de este disco implicó un arduo proceso de trabajo artístico y de producción, y que finalmente pudo ver la luz gracias también al aporte generoso de varias personas.

Afortunadamente existen ciertos medios en Córdoba que siempre colaboran para difundir el trabajo de los artistas locales, y que a nosotros nos abrieron una vez más las puertas. A lo largo del año, aparte de haber trabajado en el mencionado disco, anduve como siempre tocando con distintos artistas y diferentes propuestas, un trabajo muy enriquecedor que valoro y disfruto mucho. También tuve una intensa labor como docente, trabajando en dos hermosos espacios para la educación musical: el Taller “Al Toque” y “La Fuga”.

La mayor expectativa para el 2016 pasa por salir a mostrar este disco del dúo por el país, y que estas canciones comiencen a caminar por sí solas. También seguir ejerciendo cada vez más esta tarea de, a veces guitarrista, a veces arreglador, o ambas cosas con diferentes artistas.

Sólo espero que el trabajo para los músicos no se vea resentido por la coyuntura política en la que se encuentra Córdoba y también ahora el país… Ni la derecha ni el liberalismo han generado nunca escenarios fértiles para la cultura. Ojalá me equivoque.

Me gustaría aprovechar la oportunidad para agradecer a cada una de las personas con las que me toca compartir la actividad artística-laboral: a los viejos amigos con los que sigo tocando, a los nuevos, a los alumnos… Y en especial a las dos personas que más amo y que me acompañan y apoyan incondicionalmente: mi compañera y mi hija.

¡Les deseo muchas felicidades a todos!

 

2014

¡Cuánta buena música se hace en Córdoba! Este año se sigue confirmando lo mucho que trabajan y producen los artistas cordobeses. ¡ y con cuánto talento! A partir de la mayor accesibilidad a la producción y autogestión, y a la aparición de algunos nuevos espacios para la difusión de la música local, toda esta movida puede ver la luz. ¡En buena hora! De lo que nos perderíamos sino. ¡Gracias a todos los que apuestan!

En mi caso, el 2014 ha sido en el aspecto personal un año intenso y un tanto complicado, con experiencias hermosas y otras difíciles que me han provocado cimbronazos, y creo no me han permitido dedicarme a mis proyectos musicales todo lo que hubiera querido. De todos modos rescato haber seguido tocando con diferentes artistas y seguir “haciendo oficio”, poder hacerlo para un público nuevo tanto en Córdoba como en otras provincias, y también tener la inquietud de seguir hurgando en el desarrollo de mi propio lenguaje musical. Fue posiblemente un año bisagra a nivel personal, pero a partir del cual espero poder seguir creciendo y proyectando.

Aparecen para el año que se viene varios proyectos interesantes y seguramente muy enriquecedores. El más firme es con mi dúo junto a Alejandro Pittis, con el cual estamos ya cerrando la idea de lo que será nuestro segundo disco juntos, con algunas composiciones propias, con un repertorio que creemos novedoso, y el propósito de concretarlo en el 2015.

Realmente quiero seguir agradeciendo (tal como hice en el anuario anterior) a los colegas con los cuales me tocó trabajar, por lo que de ellos aprendo, y por confiar en el trabajo que uno hace; a la música, esa forma de vida que me sigue dando tanto, y a las personas que son mi estímulo cada día: Mi compañera y mi hija…

¡Felicidades para todos!

 

2013

A pesar de las dificultades que supone esta profesión de músico independiente, afortunadamente puedo decir que el 2013 ha sido otro año cargado de trabajo con la música y las diferentes actividades que desarrollo: con la música que hago solito con mi viola nomás, con los distintos artistas con los cuales me toca trabajar y a los cuales les estoy sumamente agradecido, con los alumnos y la satisfacción de verlos crecer, y con el dúo que integro junto a Alejandro Pittis y con el cual pudimos salir a mostrar nuestro primer disco por otros lugares de Argentina.

Y se me va este año con el nacimiento de mi hija, con el descubrimiento de sensaciones tan nuevas de amor, de ternura, de incertidumbres por las buenas y malas señales que a la vez nos da este país, este mundo…

En fin, el deseo de amor, de paz y de esperanza para todos. ¡Salud! ¡Feliz 2014!

 

2012

Si bien todos los años tienen cosas tanto positivas como negativas, este 2012 termina para mí con un saldo netamente positivo. Fue otro año más de crecimiento profesional y artístico, a través de nuevas experiencias y desafíos que tuve que afrontar, y también de poder compartirlo con grandes músicos amigos, algunos viejos y otros nuevos.

En definitiva, otro año más de poder vivir de lo que uno desea, y de tener la posibilidad de mirar para adelante y proyectar, que no es poco. Ojalá que en 2013 muchos más tengan ese privilegio.

Brindo por eso.

Ver más